Rosco, roscón…de Reyes – El Ventanuco

7 enero 2012 por Francisco Ponce en El Ventanuco, Todos los artículos

"El Ventanuco" cabecera periodística de Francisco Ponce

El Roscón de Reyes original, vamos el de siempre, de masa estilo de ‘panquemado’, con frutas escarchadas cubriendo la parte superior es el considerado “clásico” y no suele llevar ningún acompañamiento o ingrediente añadido pero desde el último tercio del siglo XX se preparan variedades con nata, crema, crema de chocolate o cabello de ángel en su interior, y suele contener uno o más regalos o “sorpresas”, según el tamaño del roscón, y un haba.

Roscón de Reyes (Fotografía de José Luís Vila)

Roscón de Reyes (Fotografía de José Luís Vila)

La misión para el que le tocara el haba escondida, desde épocas remotas (esta tradición puede remontarse a la época romana) era ser coronado el rey de la reunión, en la actualidad la supremacía del consumismo han impuesto que una sorpresa en forma de figurilla – y salen varias – corresponda al coronado, que se pasan la corona dorada que te incluyen en la pastelería, castigando al que recibe el haba a pagar el roscón, rompiendo una bonita tradición.

No está muy definido, pero en fiestas y guateques de la Noche de Reyes se acostumbra a consumir el rosco o roscón, si bien la costumbre en familia es repartirlo tras la comida del día de Reyes en trozos, para que cada cual corra con su suerte, o esperar a la merienda y tomarlo con una humeante taza de chocolate.